Los Materiales en Montessori

Los materiales es el tercer pilar del Método Montessori. Cuando hablo de materiales no solo no me refiero a los que existen en el mercado, si no a la actividades de la vida diaria con las que también podemos trabajar, o a materiales caseros que podemos hacer nosotros mismos.

En estas últimas dos semanas he explicado dos de los tres pilares del Método Montessori, el rol del adulto, el ambiente preparado y hoy os hablaré del tercer pilar: Los materiales.

Antes de empezar, he de decir, que si los dos primeros pilares no se cumplen, este tercero no tiene ningún sentido, pues no servirá de nada, ya que si queremos integrar esta filosofía en nuestros hogares lo más importante, bajo mi punto de vista, es nuestra actitud como adultos que vamos a acompañar al niño en su infancia y en su desarrollo y crear un ambiente que favorezca y estimule la autonomía del niño.
Por otro lado, cuando digo “materiales” no solo me refiero a los que existen en el mercado, si no, a cualquier actividad casera que podamos hacer nosotros o incluso tareas de la vida cotidiana.
De hecho en Montessori se trabajan 5 áreas:
- CÓSMICA (ciencias naturales y ciencias sociales)
- MATEMÁTICAS
- LENGUAJE
- SENSORIAL
- VIDA PRÁCTICA

Si queremos poner en práctica Montessori en nuestras casas el área que más podremos aplicar es la vida práctica, en esta se trabajan las tareas cotidianas como por ejemplo poner la mesa, limpiar, cocinar, gracia y cortesía, arreglos florales, trasvases, etc.


Una forma sencilla de empezar a integrar la filosofía Montessori en nuestra casa es empezar trabajando el área de la vida práctica con actividades del día a día como por ejemplo cocinar, limpiar, cuidar las plantas, etc

Para estas actividades no son necesarios materiales específicos, por lo que nos será fácil empezar por aquí sin tener que hacer demasiada inversión.
Dicho esto, en el caso que queramos hacer un material o una actividad casera y que esté inspirada en Montessori es importante que ésta cumpla los siguientes requisitos:

Los materiales y las actividades Montessori deben reunir las siguientes características

>> Debe ser una actividad AUTODIRIGIDA: el niño ha de poder elegir en que actividad quiere trabajar en cada momento. 

>> Tiene CONTROL DEL ERROR: Normalmente los materiales Montessori tienen esta particularidad, con el control del error el niño podrá ser capaz de darse cuenta por el mismo de su equivocación y corregirla sin necesidad de pedir ayuda. 

>> TRABAJAN LOS SENTIDOS: Maria Montessori descubrió que los niños aprenden a través de las percepciones sensoriales que reciben. 

>> Son MANIPULATIVAS: Los niños aprenden haciendo y deshaciendo, tocando, experimentando.

>> AISLAN CONCEPTOS: Tanto las actividades como los materiales Montessori suelen trabajar un solo concepto. por ejemplo color, tamaño o forma.

>> FOMENTAN LA INDEPENDENCIA del niño, ya que los materiales están pensados para que puedan trabajarlos de manera autónoma, aportándoles así, confianza en si mismo, seguridad y sintiéndose capaces. 

>> TRABAJAN LA CONCENTRACIÓN, ya que las actividades y los materiales están diseñados para que el niño las pueda repetir tantas veces como quiera. 

Ahora que ya conocemos mejor en que consisten los tres pilares fundamentales de Montessori (al principio del post tienes los enlaces de los otros dos), podemos enfocar mejor como aplicar esta filosofía en casa.

 Recuerda que este blog se alimenta de vuestros comentarios ¡Déjame el tuyo! 
Si te ha gustado el post también lo puedes compartir en tus redes!  🙂


Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

No hay comentarios :

Publicar un comentario